Sustentabilidad en los materiales


Desde el día cero, nos propusimos trabajar exclusivamente con materiales que provengan de fuentes naturales. Esto se debe a que, aún concibiendo un producto reciclable (la mayor parte del plástico que se fabrica lo es) no siempre logramos que el ciclo se cierre y ese material escape del vertedero, la incineración o de quedar flotando en el océano. Su origen natural nos garantiza que al menos su impacto al desecharlo tradicionalmente será menor que si fuera de origen sintético.
Nuestros materiales actualmente son:

Corcho: Origen vegetal. Proviene de la corteza del alcornoque, su proceso de extracción no daña al árbol, al cual se deja descansar unos años para que se regenere. El corcho en plancha es un aglomerado, es decir, una mezcla de materia triturada con un aglutinante que lo mantiene unido al prensarse. En este caso, resina sintética. 

Madera de pino: Origen vegetal. Es una madera de gran resistencia y con un agradable color natural claro. No tenemos por el momento información precisa sobre la procedencia de la madera que trabajamos. Podemos asegurar que nuestro proveedor trabaja en pequeña escala con un taller en su casa. En breve profundizaremos en este tema!

Lienzo de algodón: Origen vegetal. El interior de los contenedores está armado con una tela fina proveniente de la fibra de algodón. Si bien las plantaciones del mismo no son del todo beneficiosas para el medio ambiente, entendemos que conforma una pequeña parte del producto mencionado. Estamos atentos para cuando aparezca un plan B. 

Fieltro de lana: Origen animal. La lana que se extrae del esquilado para convertirse en fieltro requiere mucho menos procesamiento que la que se usa para generar telas de hilo. El fieltro, igual que el corcho, es un aglomerado. El vellón crudo se amasa con un aglutinante (en este caso, agua y jabón) para apelmazarlo y lograr un material textil medianamente uniforme. El gasto de energía requerido es mucho menor ya que no hay proceso de tejido posterior. 

Pañolenci: Origen sintético. Este es el único material de origen no natural que incluimos por el momento en nuestra producción. Con el producimos el forro de las agarraderas. Funciona como aislante para dar un par de capas extra de protección al calor. Es también un aglomerado, pero hecho de fibra sintética. Esto lo hace muy fácil de reciclar.

Vidrio: Origen mineral. Arena y productos químicos procesados y horneados a altas temperaturas dan origen a un material muy antiguo y totalmente reciclable. El vidrio es un material cerámico inerte, lo cual lo hace ideal para el contacto con alimentos.